MELOCOTONERO

MELOCOTONERO

Fuente: Infoagro.com

1. Descripción del melocotón
2. Clima y suelo para el cultivo de melocotones
3. Variedades de melocotones
4. Patrones de melocotones
5. Plantación de melocotones
6. Riego del melocotón
7. Abonado o fertilización del melocotón
8. Poda de melocotón
9. Aclareo de melocotones
10. Plagas del meloctonero
11. Enfermedades del melocotón
12. Recolección de melocotones
13. Multiplicación del melocotonero

 

1. Descripción del melocotón:

- Familia: Rosáceas (Rosaceae).

- Origen: el melocotonero es originario de China, donde las referencias de su cultivo se remontan a 3.000 años.

- Especie: Prunus persica (L .) Batsch.

- Porte: pequeño árbol caducifolio que puede alcanzar 6 m de altura, aunque a veces no pasa de talla arbustiva, con la corteza lisa, cenicienta, que se desprende en láminas. Ramillas lisas, de color verde en el lado expuesto al sol.

- Hojas: simples, lanceoladas, de 7.5-15 cm de longitud y 2-3.5 cm de anchura, largamente acuminadas, con el margen finamente aserrado. Haz verde brillante, lampiñas por ambas caras. Pecíolo de 1-1.5 cm de longitud, con 2-4 glándulas cerca del limbo.

- Flores: por lo general solitarias, a veces en parejas, casi sentadas, de color rosa a rojo y 2-3.5 cm de diámetro.

El color de las hojas en otoño es un índice para la distinción de las variedades de pulpa amarilla de las de pulpa blanca: las hojas de las primeras se colorean de amarillo intenso o anaranjado claro, las de las segundas de amarillo claro.

- Fruto: drupa de gran tamaño con una epidermis delgada, un mesocarpo carnoso y un endocarpo de hueso que contiene la semilla.

Los melocotones se producen en la madera de un año de yemas florales formadas en el anterior periodo vegetativo. Típicamente se forma en cada nudo una yema foliar flanqueada por dos yemas florales.

- Polinización: especie autocompatible, quizás autógama, no alternante. La fecundación tiene lugar normalmente 24-48 horas después de la polinización.

 

2. Clima y suelo para el cultivo de melocotones:

Se trata de un frutal de zona templada no muy resistente al frío, su área de cultivo se extiende entre 30 y 40º de latitud.

Las temperaturas mínimas invernales que el melocotonero puede soportar sin morir giran en torno a los -20ºC.

A -15ºC en la mayoría de las variedades se producen daños en las yemas de flor.

Requiere de 400 a 800 horas-frío y los nuevos cultivares requieren incluso menos. La falta de frío puede ser un problema si la elección varietal es errónea.

Las heladas tardías pueden afectarle, los órganos más sensibles a las mínimas térmicas son los óvulos, el pistilo y la semilla.

Es una especie ávida de luz y la requiere para conferirle calidad al fruto. Sin embargo el tronco y las ramas sufren con la excesiva insolación, por lo que habrá que encalar o realizar una poda adecuada.

Los diferentes patrones le permiten cualquier tipo de suelo, aunque prefiere suelos frescos, profundos, de pH moderado y arenosos.

El melocotonero es muy sensible a la asfixia radicular; por ello hay que evitar los encharcamientos de agua y asegurar una profundidad de suelo no inferior a 1-1.50 m.

También es muy sensible al contenido en caliza activa, que no debe ser superior al 2-3%, ya que puede producir clorosis férrica.

 

3. Variedades de melocotones

El melocotonero es la especie de mayor dinamismo varietal dentro de los frutales, cada año aparecen numerosas novedades en el mercado y la renovación varietal es de las más rápidas.

Debido a las características climáticas y de producción, la distribución varietal no solo varia con el tiempo sino también en las áreas de cultivo.

La elección de variedades tiene enormes posibilidades y no resulta sencilla. Los principales criterios de elección son: requerimientos edafoclimáticos, destino de la fruta (consumo industrial o en fresco), demanda del mercado, época de producción, vocación y área de producción y calidad de la fruta.

 

Principales variedades cultivadas en España:

Las variedades más precoces se cultivan en Andalucía y la Comunidad Valenciana.

Aparecen en el mercado en mayo y duran hasta julio.

Las semiprecoces aparecen a finales de julio y duran hasta septiembre.

Finalmente los tardíos van desde septiembre hasta diciembre, utilizando atmósfera controlada.

- Melocotones Precoces: casi todos son americanos.

De pulpa blanca y piel vellosa, están:

- Maryblanca
– Iris
– Armgold
– Large White
– Royal Gold
– Alexander

De pulpa amarilla o rosácea, piel vellosa, pulpa desprendida del hueso:

- Spring Crest
– Spring Lady
– Cardinal
– Dixiered
– Red Haven
– Fair Haven
– Springtime
– Royal Glory
– Early Crest
– Maycrest
– Early Maycrest
– Flavor Crest
– Queen Crest

- Melocotones Media estación:

- San Lorenzo
– Jerónimo
– Gallur
– Pavía Amarillo
– Babygold
– Mountain Gold
– Sudanell
– Amarillo de Septiembre

- Melocotones Tardíos:

- Malvenda
– Amarillo de Octubre
– Admirable

 

4. Patrones de melocotones:

- Francos

- Ciruelos

- Híbridos de melocotonero x almendro

 

5. Plantación de melocotones:

La mejor época para realizar la plantación es el otoño, antes del frío invernal; excepto en las zonas de fuertes heladas invernales donde la plantación se retrasará hasta finales del invierno.

Si el melocotonero se injerta sobre patrón franco, el hoyo debe tener una profundidad de 80 x 80 cm, en el caso de emplear patrones clonales tendrán un mínimo de 60 x 60 cm, respetando las distancias entre los árboles según la fertilidad del suelo y la naturaleza específica del patrón.

Al proceder a la plantación se eliminarán todas las raíces heridas o magulladas a causa del arranque, y se despuntarán las muy largas, en tal caso podrá observarse si el árbol está en perfectas condiciones.

En las plantaciones de secano, la impregnación de las raíces con una mezcla de tierra y fungicida favorecerá su prendimiento.

Se emplean diversos marcos en función del patrón utilizado y, dentro de éstos, según el vigor de la variedad.

De forma aproximada si la formación es en vaso, se deja una distancia entre filas de 4-6 m, al igual que en la línea.

En formaciones en Y o V se deja una distancia entre filas de 6 m y en la línea de 2.5-4 m.

 

6. Riego del melocotón:

En terrenos secos, el riego además de asegurar una más regular y elevada productividad, favorece también la calidad de los frutos.

El consumo anual de agua de un melocotonero es de 60-100 hl, para una producción total de 20 kg de materia seca.

Una hectárea de melocotoneros consume por lo tanto, durante el periodo vegetativo de 2.500 a 4000 m3 de agua.

La profundidad del terreno a la que debe afectar el riego es, aproximadamente, de 80 cm.

Los sistemas de riego tradicionales son el riego por surcos y a manta, con volúmenes que oscilan entre 10.000 y 12.000 m3/ha, fundamentales para obtener calibre, especialmente en variedades tardías.

El riego por aspersión se adapta a los diferentes tipos de terrenos y minimiza los efectos negativos de las altas temperaturas estivales, favoreciendo el crecimiento y distribución del sistema radicular, pero se incrementa la incidencia de enfermedades criptogámicas.

El riego por goteo es el sistema más empleado; las tuberías distribuidoras se colocan a una distancia aproximada entre 80-120 cm.

La cantidad de agua puede variar entre 1-10 l/hora. Normalmente se emplean presiones de 1-1.5 atm. con un caudal de 2-3 l/hora.

 

7. Abonado o fertilización del melocotón:

En el caso de contar con riego localizado, el abonado se realiza por fertirrigación y el fraccionamiento abarca desde marzo a octubre.

Si el cultivo se realiza en secano o riego por inundación se realizan de dos a tres abonados: el primero en primavera y dos en verano.

Las dosis medias anuales son : 80-140 U.F. de nitrógeno, 50-60 U.F. de fósforo y 100-140 U.F. de potasio.

Deben realizarse análisis foliares para evaluar la evolución de los macro y micronutrientes más implicados en la productividad.

En algunos casos se tiende aplicar sólo nitrógeno.

Casi nunca se abonan los frutales con flores porque tienen bajas necesidades y las cantidades de nutrientes en el suelo suelen ser suficientes.

Frecuentemente se ve afectado por deficiencias de calcio y magnesio, y en menor medida de zinc y manganeso.

La clorosis férrica es recurrente y la mejor solución es utilizar híbridos como patrón.

La aplicación de correctores férricos vía foliar no resulta efectiva, aunque si han dado mejores resultados las emulsiones en salchicha que se inyectan; presentan mejor persistencia, no contaminan y tienen una distribución muy buena a través de la corriente transpiratoria.

 

8. Poda de melocotón:

La poda de formación se puede realizar en vaso o en palmeta, con bajas densidades de plantación (250-500 árboles/ha).

La primera presenta la ventaja de que la técnica está ampliamente difundida entre los agricultores, pero requiere mucha mano de obra (es de difícil ejecución) y retrasa la entrada en producción.

La poda en palmeta resulta bastante adecuada a la especie, aunque también retrasa la entrada en producción, requiere bastante mano de obra y supone un coste adicional debido a las estructuras de apoyo.

Otros sistemas de poda, para densidades medias de plantación (500-1.000 árboles/ha), son la formación en Ypsilon y en palmeta libre.

La primera confiere precocidad y una mayor producción inicial, pero requiere la poda en verde.

La formación en palmeta libre supone un menor coste de poda con respecto a la palmeta en sentido estricto y una mayor producción inicial, pero también requiere de estructuras de apoyo y es necesaria la poda en verde.

El fusseto es un sistema que se emplea para altas densidades de plantación (1.000-5.000 árboles/ha), muy productivo y que requiere un mínimo mantenimiento, aunque a largo plazo resulta difícil de controlar.

Los sistemas con poca intervención tienen un problema: la planta comienza a producir mucho antes, pero envejece prematuramente y si el marco es muy estrecho, al final el problema es mantenerlos en tamaño.

La solución sería ir a patrones enanizantes (ciruelo, cerezo), aplicar hormonas inhibidoras del crecimiento y controlar el riego y el abonado.

En algunas zonas de cultivo se están combinando 2-3 podas en verde y una poda menos severa en invierno.

De tener que modificar la variedad cuando el árbol ha adquirido ya un cierto desarrollo, será mejor desmochar su ramaje hasta el cruce del tronco, con el objetivo de provocar una brotación nueva, que debe ser injertada el mismo año, siendo este el sistema más recomendable.

La poda de regeneración suele ser muy intensa con la eliminación del 60-75 % de los ramos mixtos y puede realizarse de forma mecánica.

 

9. Aclareo de melocotones:

El aclareo de frutos resulta imprescindible, debido a los efectos que tiene sobre el calibre y la precocidad.

Se prefieren aclareos manuales, con el criterio de tamaño como determinante (cuando el fruto ha adquirido el tamaño de una avellana), dejando un fruto por cada 15-20 cm.

Si se omite el aclareo, se obtendrá un fruto de baja calidad, quedarán muy agotadas las reservas del árbol y puede incluso quedar comprometida la producción del año siguiente.

La mejor época para realizar el aclareo es después de la caída de pequeños frutos no fecundados y antes del endurecimiento del hueso, aproximadamente unos 30 días después de la plena floración.

Un aclareo precoz favorece la formación de frutos de mayor tamaño, mientras que un aclareo demasiado tardío es muy poco eficaz.

 

10. Plagas del meloctonero:

- Anarsia (Anarsia lineatella Zell.)

- Polilla oriental del melocotonero (Cydia molesta Busck.)

- Mosca de la fruta (Ceratitis capitata). Ver página con la ficha de la Mosca de la Fruta en “Plagas de frutales de hueso y pepita”.

- Pulgones:

  1. Pulgón negro del melocotonero (Brachycaudus persicae Pass.)
  2. Pulgón harinoso del melocotonero (Hyalopterus pruni Geooff.)
  3. Pulgón verde del melocotonero (Myzus persicae Sulz.)
  4. Pulgón cigarrero del melocotonero (Myzus varians Davids.)

- Piojo de San José (Quadraspidiotus perniciosus Comst.)

- Araña roja (Pamonychus ulmi Koch.)

 

11. Enfermedades del melocotón:

- Abolladura (Taphrina deformans (Berk), Tul.)

- Cribado (Coryneum beijerinckii Out.)

- Oidio (Sphaerotecha pannosa (Wallr.) Lév.)

- Fusicocum (Fusicoccum amygdali Oll.)

- Moniliosis

- Roya

- Amarillez del melocotonero

- Nemátodos

- Tumor o agallas del cuello y de las raíces (Agrobacterium tumefaciens Smith y Town.)

 

12. Recolección de melocotones:

En la mayor parte de los cultivares, la fecha de recolección se determina por cambios en el color de fondo de la piel, de verde a amarillo. Se utiliza un guía de colores para determinar la madurez de cada cultivar.

Se recomienda medir la firmeza de fruta en cultivares en los que el color de fondo de la piel se encuentra enmascarado por el desarrollo completo de un color rojo antes de la maduración.

La madurez máxima corresponde a una firmeza de pulpa en la que la fruta se puede manejar sin daños por magullamiento, se mide con un penetrómetro que tenga una punta de 8 mm de diámetro. La susceptibilidad al magullamiento varía entre cultivares.

 

13. Multiplicación del melocotonero:

La propagación mediante semillas se emplea únicamente en la Mejora Genética, para crear nuevas variedades y para la propagación de algunos patrones.

La multiplicación de forma vegetativa, se realiza mayoritariamente mediante injerto de yema, (escudete) o en T, a yema velando sobre patrón obtenido a partir de semilla.

La propagación mediante estaquillado se emplea casi exclusivamente en algunos patrones, y de forma muy puntual en la propagación de variedades.

Tiene una gran cantidad de variedades que se diferencian por la textura de la piel y la consistencia de la pulpa.

El melocotón de piel aterciopelada y carne dura es la pavía, si la carne es blanda y la piel presenta pelillos es un melocotón.

Las nectarinas o bruñones o griñones son melocotones con la piel lisa y hueso adherente en el caso del bruñón y hueso libre en el caso de la nectarina. Sin embargo las variedades americanas están desplazando a las autóctonas y ahora son más frecuentes las “maruja”, “jerónimo” o “dixired” de diferentes colores y formas.

El melocotón es una fruta muy perecedera por eso se suele conservar como almíbar, mermelada, confitura, en seco como orejones o para licores. En fresco es como contiene gran cantidad de vitamina A.

Las variedades de melocotonero de fruto comestible son innumerables. Las selecciones y obtenciones de nuevas variedades de esta especie se suceden con gran rapidez.

La nectarina es un tipo de melocotón de piel lisa, no vellosa. Hay numerosas variedades. Requieren un tratamiento similar, aunque prefiere condiciones de desarrollo más cálidas.

Tipos de frutos:

- Melocotonero (Prunus persica)
– Nectarina (Prunus persica nucipersica)
– Paraguayos (Prunus persica platycarpa)

Los melocotoneros tienen una floración extraordinaria, aunque dura poco tiemop.

Las variedades enanas son ideales para destacarlos un lugares preferentes del jardín y para plantar en macetas.

La importancia económica del melocotonero es muy grande.

Destaca el consumo en fresco, que con tantas variedades abarca un periodo muy largo.

Se presta también a conservar en almíbar, zumos, licores, jugos y mermeladas.

Origen de los melocotones

El melocotonero es originario de China.

Columela, Plinio y Macrobio lo describen con exactitud en el siglo I d.c.. Los melocotoneros también aparecen en frescos de Pompeya.

Los romanos llevan el melocotonero a las colonias, y entre ellas a España. Cultivado en época musulmana.

Su paso a América por obra de los españoles fue inmediato al descubrimiento.

Consta que en México, tan sólo 50 años después de la conquista (1571), el melocotonero era un árbol corriente.

Actualmente, el primer productor en Europa es España, luego Italia y Grecia. Estados Unidos lo es del Mundo.

Chile, Argentina y México, son igualmente productores de melocotones.

Ciclo evolutivo del melocotón

La entrada en producción es rápida (2-3 años) pero el melocotonero es un árbol de vida corta.

Hasta 12-15 años es el periodo de máxima productividad, y después, es periodo decreciente. A los 8-10 años se levanta la plantación o se sobre-injerta (injerto de corteza), y así se puede aguantar unos 5-6 años más, ya que tiene raíces viejas.

Donde ha habido un melocotonero no plantar otro. Dejar unos años descansar a la tierra cultivando, por ejemplo, hortalizas.

Polinización

Las variedades son autofértiles casi todas. Por tanto, los polinizadores no son indispensables, aunque favorecen la formación del fruto.

La polinización se lleva a cabo por las abejas.

En climas lluviosos la polinización puede ser caprichosa o pobre. Esto se mejoraría a través de la polinización manual. Consiste en utilizar un pincel pequeño y suave para transferir el polen de una flor a los estigmas de otra.

Cultivado el melocotón a cubierto, en invernaderos, etc., se debe polinizar a mano cuando estén en flor. No rocíes ni humedezcas durante la estación florida, ya que podrías impedir la polinización

EXIGENCIAS DEL CULTIVO DE MELOCOTONES

Clima

Durante el reposo, el melocotonero es capaz de soportar bajas temperaturas (-20ºC).

Dada la precocidad de la floración, a finales de invierno y principios de primavera, según clima, es muy sensible a las heladas primaverales. Sólo con una helada de media hora se puede perder la producción.

Aún es mucho más sensible a las heladas en fruto cuajado.

Se puede proteger un melocotonero en parte del frío situándolo en un muro mirando al sur.

Los melocotoneros y nectarinas se cultivan en regiones templadas.

Las variedades tiene distinta necesidad en horas-frío, entre 100 y 1000 y pico, y es importante poner en cada zona la variedad adecuada. Si no, se producen trastornos (menos flores, alargamiento floración, menos cuajado).

Las necesidades de horas-frío de 600-900 es lo más frecuente.

Hay una gama de cultivares disponibles para climas diferentes.

Por ejemplo, la variedad tipo Florida es de muy pocas necesidades de horas-frío y florece en diciembre (Hemisferio Norte); les pillan las heladas y se pierde la producción.

Las horas-frío a veces no se llega en una zona y se utiliza la Cianamida de hidrógeno (marca Dormex). Es un tratamiento efectivo pero difícil de manejar por la época justa, la concentración… y hay cultivares muy sensibles a fitotoxicidad. Su función es sutituir al frío invernal.

Necesitan mucho sol.

Suelo ideal en el cultivo del melocotón:

Para dar pleno rendimiento, el melocotonero exige suelos sueltos, profundos, bien drenados y exentos de caliza (pH=6-7).

Si no se usan patrones tolerantes a la caliza, se ponen cloróticos.

No obstante, en la práctica, vegeta en una gama de suelos mucho más amplia.

Ideales son suelos francos. Los suelos ligeros son preferibles para limitar la asfixia radicular.

Mejor siempre suelos profundos aunque el riego por goteo permite las plantaciones en suelos menos profundos.

Los suelos profundos, fértiles y algo ácidos (pH 6,5) son ideales para cultivar melocotones.

Patrones para melotocotonero:

El melocotonero se multiplica por injerto de yema sobre patrón.

Se emplean diversos patrones que permiten el cultivo en suelos de distinto tipo.

Los principales patrones para melocotonero son los francos. Tienen vigor medio y dan buena calidad de fruto. Es el mejor si no hay ningún problema del suelo, ya que como hemos dicho, el melocotonero es sensible a clorosis y a la asfixia radicular.

- Francos (60%)

Comunes, Nemaguard, Nemared, Rubira, Monclar

- Ciruelos (25%)

Resisten la clorosis. Brompson, San Julián (A, 655-2, híbrido), Pollizos (Común, Puebla de Soto, el único que aguanta algo de salinidad en el suelo).

Se usan por su resistencia a la caliza, a la salinidad y porque no son tan sensibles a Nematodos como los híbridos de melocotonero x almendro y los francos.

San Julián: adecuados para suelos asfixiantes.

Brompton: resiste caliza pero es muy sensible a la asfixia radicular.

GF43: muy resistente a la asfixia radicular.

- Híbridos de melocotonero x almendro (2%)

GF677, Adafuel, Hansen-2, Hansen-5, Titán.

Gran resistencia a caliza. Son los mejores para problemas de caliza y para replantar porque dan mucho vigor. El inconveniente es que dan peor calidad de fruto (coloración más pálida y maduración más tardía), aunque son bastante productivos.

No soportan la asfixia radicular.

El GF677 es el más usado.

Hansen 2166 y Hansen 536 tienen su mejor virtud en que son resistentes en parte a Nematodos.

Algunas variedades de melocotón de carne dura

- Catherina
– Vesuvio
– Baby gold 5
– Baby gold 6
– Baby gold 7
– Jungerman
– Sudanell-2
– Baby-gold 9
– Corona
– Miraflores
– Calanda
– María Serena
– Cherry Red

Algunas variedades de melocotones de carne dura

- Roya April
– Starcrest
– Royal Gold
– Spring time
– Early May Crest
– Spring Crest
– Spring lady
– Red haven
– Red top
– Suncrest
– Firered
– Merril Sudance

Algunas variedades de nectarina

- Maybelle
– Armking
– Armking 2
– Armking 3
– May Grand
– Red Diamond
– Flavor top
– Fantasin
– Fairlane

Algunas variedades extratempranas de melocotón y nectarina

La característica general es su poca necesidad de horas-frío, unas 300.

Problemas del meloctón y nectarina:

- Florecen muy pronto y les pueden coger las heladas.

- Sufren fuertes aclareos.

- Las extratempranas no consiguen un gran tamaño. Las variedades, cuanto más tardías, más tamaño.

- Zincal-5
– Maybelle
– Arking
– Early diamond
– Red diamond
– Snow Queen
– Early Sungrand

Marcos de plantación para melocotones

Cifras en metros. El primer número es la distancia entre líneas y el segundo, la distancia entre árboles en la misma línea. Ejemplo: 5×4 son 5 m entre líneas, la calle.

PODA EN VASO ITALIANO

Ciruelo: 5×4
Franco: 5×5
Híbrido almendro x melocotonero: 6×5

PODA EN PALMETA REGULAR

Ciruelo: 5×3
Franco: 5×3,5
Híbrido almendro x melocotonero: 5×4

PODA EN EPSILON

Ciruelo: 6×1,17
Franco: 6×2
Híbrido almendro x melocotonero: 6×2,5

PODA EN EJE CENTRAL

Ciruelo: 4×1,5
Franco: 4×2
Híbrido almendro x melocotonero: 4×2,5

 

Poda

Las podas de formación son vasos más o menos modificados, a 3 brazos, y Epsilon. También se utilizan la palmeta, el eje central y el spindelbush.

Los melocotoneros y nectarinas habitualmente se cultivan como árbol, pero los abanicos o palmetas son populares en climas templados, ya que permiten que los frutos reciban el máximo sol a fin de que meduren.

Algunos cultivares (enanos genéticos) son ideales para cultivar en tiestos.

Fertilización

Antes de plantar hay que estudiar el suelo para poder efectuar las mejoras que procedan. Análisis de suelo.

Cuidado con la aireación insuficiente.

Cuidado con suelos calizos (pH alcalino). Los síntomas foliares son clorosis férrica. Se controla con quelatos de hierro e incluso inyecciones al tronco.

Por el contrario, en suelos ácidos, puede darse bajos contenidos de Calcio y Magnesio, que hay que corregir con enmiendas calizas y magnésicas respectivamente.

En fruticultura, el melocotonero es el frutal que recibe dosis de nitrógenos más elevadas.

No aplicar abono nitrogenado durante los primeros dos meses de vegetación, ya que apenas causa perturbaciones en la producción, aunque el crecimiento puede verse algo reducido. Siempre que el abonado de verano sea correcto para reconstituir las reservas del árbol.

Si es posible, hacer una enmienda orgánica con estiércol antes de plantar.

- Abono de fondo

Estiércol, 60 toneladas por hectárea.

- Abono de mantenimiento

Estiércol, 40 toneladas por hectárea.

Nitrógeno: 1er. Año, 75 kg/ha (4 aportes); 2º año, 75 kg/ha (4 aportes) y 3er. Año, 100 kg/ha (4 aportes).

Fósforo: 100 kg/ha y año
Potasio: 150 kg/ha y año
Magnesio: 50 kg/ha y cada 2 años (año sí, año no)

Aclareo de frutos de melocotón

Se hace manualmente con el fin de obtener frutos más gordos.

La época normal para el aclaro es 1 mes depués de floración; entre 25 y 35 días después de plena floración de media, porque cada variedad tiene el suyo.

Se entresacan cuando los frutitos tienen el tamaño de avellanas, dejando 1 fruto por racimo; cuando tenga el tamaño de una nuez y algunos frutos pequeños hayan caído de manera natural, entresaque dejando un espaciado de 15-22 cm entre frutos; en clima cálidos a menos distancia.

En fincas productoras, aproximadamente se quita la mitad de los frutos, pero depende.

Se eligen los mejores, los más gordos, se eliminan los dobles. Y ya no caen por competencia.

Anillado de ramas

Se utiliza en muchas zonas.

La mejor época es después del aclareo, más o menos 30 días después de la plena floración.

La incisión es de 1 a 5 mm, hay que probar.

Aumenta la precocidad y el tamaño del fruto y su coloración.

Es interesante para las variedades tempranas y como mucho de media estación. Las variedades de estación no los necesita.

Propagación de melocotonero y nectarina

Injerta de yema en T sobre patrones obtenidos de semilla. Algunos cultivadores de melocotones se propagan por estacas de madera suave tomadas en primavera, tratada con un material estimulador de enraizado y colocadas en una cama de propagación con niebla, pero este no es un método comercial.

En zonas con un invierno benigno, algunos cultivares de melocotonero pueden ser iniciados por estacas de madera dura si se les trata con ácido indulbutírico y luego se coloca en vivero a la intemperie en otoño.

El melocotonero se puede injertar sobre:

- Melocotonero.
– Almendro.
– Nectarina.
– Ciruelo.
– Albaricoquero.
– Endrino.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 82 seguidores

%d personas les gusta esto: